Saltar al contenido
Home » Ataque con explosivos a una sede de La Cámpora en Bahía Blanca

Ataque con explosivos a una sede de La Cámpora en Bahía Blanca

En el lugar aparecieron panfletos con la frase “cuántas razones para empezar la purga”. La onda expansiva genero hasta destrozos en locales vecinos.

Un hecho repudiable se dio en Bahía Blanca. Por la madrugada, un sede de La Cámpora fue atacada con explosivos que destruyeron las instalaciones. La onda expansiva dañó también locales vecinos. La buena noticia es que no se registraron víctimas.

test de vih

En el edificio ubicado en la esquina de Berutti y Donado se encontraron unos panfletos que detallaban algunos puntos como “70% de pobreza”, “60% de desocupación”, “nos quitan la libertad”, entre otras cosas, y la frase más imponente: “Y cuantas razones más para empezar la purga”. Junto con la amenaza: “Ahora a ciudarse traidores, sabemos dónde viven”.

banner Madryn

“No se trata de una novedad ni de algo reciente: desde hace meses venimos advirtiendo sobre el incremento de la violencia discursiva proveniente de dirigentes de la oposición, propalados a través redes sociales y medios de comunicación afines a los sectores más duros del macrismo, que nunca pudieron asimilar la derrota electoral de 2019”, expresó la agrupación mediante un comunicado.

Además, agregó que “ahora, queda en evidencia que quienes no consiguen torcer la voluntad popular por medio de las urnas, buscarán amedrentar por todos los medios a quienes queremos una sociedad más justa, solidaria y democrática. El repudio unánime e incondicional hacia estos sectores, es la única salida para su conseguir su aislamiento político y dejarlos en el lugar del que nunca debieron haber salido: una minoría intensa que grita por Twitter”.

En la misma línea, escribió Nicolás Kreplak, el viceministro de Salud bonaerense, en sus redes sociales: “El constante y sistemático odio generado por una minoritaria parte de la dirigencia opositora, la demonización a la militancia y a la política despierta estas acciones que no responden a la época democrática que vivimos. No salgo de mi asombro”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *